Postre de fresas fácil

20 Comentarios


Este año llego muy tarde a celebrar el 6º Cumpleblog de mis amigas de Cocinando con las Chachas. Me parece que no he faltado nunca a la cita. Es un placer porque lo paso muy bien y ellas lo merecen. 

Este retraso no sólo ha sido por mi falta de tiempo, sino porque la primera receta que preparé adaptándola a mi dieta, salió mal y se me quitaron las ganas de repetirla ya que era complicado conseguir un buen resultado.

Buscando, buscando en su delicioso y completo recetario, vi este Postre de naranja fácil. Decidí, ya que estamos en primavera, sustituir la naranja por fresas y se me ocurrió hacer yo misma la Leche condensada. Leche condensada casera, desnatada y sin azúcar, una receta que ya había probado, pero que preferí modificar un poco. Esta receta era una buena excusa para repetir, publicar y utilizarla en este postre para que fuera sin azúcar y poder disfrutar de lo lindo.

Felicidades chicas, espero que os guste mi adaptación. Este postre es sencillo, está muy bueno y se peca un poquito menos.
Ingredientes 

- 250 g de yogur natural desnatado
- 50 g + 50 g de fresas 
- 160 g de leche condensada, desnatada sin azúcar 
- 1 galleta de espelta bio sin azúcar por vasito (opcional)

Antes de empezar… 

- Lavar las fresas y cortarlas en trozos. Pesarlas y reservar 50 g.

- Si no tenemos leche condensada, prepararla siguiendo mi receta o la que queráis.
Preparación en TMX 5 

- Poner todos los ingredientes en el vaso, excepto los 50 g de fresas. Programar, 2 minutos, velocidad 5. Si no quedan totalmente trituradas las fresas, repetir la operación.

- Agregar el resto de fresas y pulsar un golpe de turbo de 1 segundo. Se trata de que las fresas no queden totalmente trituradas, sino en trozos pequeños.

Preparación tradicional

- Poner todos los ingredientes (excepto los 50 g de fresas) en el vaso de la batidora. Batir bien hasta que estén bien triturada la mezcla.

- Agregar el resto de fresas y triturar muy poco . Se trata de que las fresas no queden totalmente trituradas, sino en trozos pequeños.
Montaje en vasitos

- Colocar una galleta en cada vasito y repartir la mezcla.

- Dejar enfriar en la nevera y servir este postre frío.

Notas:

- El postre de fresas tiene para mí el punto justo de dulzor debido a la cantidad de leche condensada que he utilizado.

- Tanto las galletas, como las fresas, se estropean con facilidad, por eso es mejor consumir el postre poco después de prepararlo o refrescar la mezcla y poner la galleta en los vasitos, antes de consumirlos.

- La leche condensada es desnatada y sin azúcar, por lo tanto, no espesa igual que si no lo fuera.

Bon profit!

20 comentarios:

  1. Que buen aspecto que tiene y ya van apeteciendo cositas mas ligeras.Bssss guapi.

    ResponderEliminar
  2. Soy adicta a las fresas y este año me ha dado por hacer vasitos con yogurt ¡todos los días! Así que tu receta con leche condensada light y casera, me viene genial. BSS y feliz domingo!

    ResponderEliminar
  3. Uummmmmmmm pintaza tienen esos vasitos de buena gana me tenias en casa para comer con lo que me gustan las fresas seguro estan de rexupete , te ha quedado un postre divinisimo.
    Bicos mil y feliz domingo wapisimaa.

    ResponderEliminar
  4. Es uno de los postres preferidos en casa . Fresas con yogur y leche condensada, les pirria.
    La presentación que has hecho es monísima.
    Un abrazo guapa.

    ResponderEliminar
  5. Marisa un rico postre en vaso, además si se hace en un visto y no visto siempre se agradece, en casa suelo tirar mucho de ellos cuando tengo invitados, siempre con fruta de temporada, y ahora que estamos en época de fresas hay que sacarles partido.
    Besos, disfruta una buena tarde de domingo.

    ResponderEliminar
  6. Muy rico y facíl de realizar,yo daría cuenta de un vasito de esos ahora mismo
    Besitos guapa¡¡

    ResponderEliminar
  7. Que maravilla de receta, estos vasitos están para chuparse los dedos, que locura de vasitos, te han quedado de escándalo, que pintaza a mi me han encantado..bess

    ResponderEliminar
  8. Un postre rico, sencillo y fácil. Me encanta!!
    Te deseo mucha suerte en el concurso!!

    Besos

    ResponderEliminar
  9. Hola guapísima.
    Después de tantos excesos, va bien encontrar un postre "ligero" para evitar aportar más excesos grasos a nuestro body (hablo por mí, claro) jajaja.
    Me gustan mucho estos vasitos, y con leche condensada light, mucho más. Yo también apretaba el tubo de la leche o si era de hojalata, pues a cucharada limpia, sin remordimientos jajaja. Lo mismo me pasaba con la nocilla, ains... ¡Qué tiempos!...
    Buenísimo.
    Besitos y feliz semana.
    Ah!, sí, soy de León, termino de llegar de mi tierra, y ni te cuento lo que he disfrutado comiendo, ahora a dieta 3 meses..., ains...
    Sil
    Thermomixil-Los Telares de Sil

    ResponderEliminar
  10. Mi hijo mayor se crió chupando del bote de la leche condensada. Dormía fatal y yo, madre primeriza, joven e inexperta...le mojaba el chupete con leche condensada. Aguantaba un ratito y me dejaba descansar. Después de eso, ya casi nunca volví a comprar leche condensada,me parece demasiado dulce. Además me recuerda todavía aquellas noches en vela y los dedos pegajosos jejeje.
    Aún así me comía ese postre ahora mismo y me olvidaría por completo de aquellos lejanos años.
    Un besito querida amiga.

    ResponderEliminar
  11. Marisa llegas a tiempo y eso es lo importante ¡además con un pedazo de postre impresionante! Yo te lo agradezco porque después de los excesos de Semana Santa hay que bajar un poco el ritmo y aprovechar las frutas de temporada como estas maravillosas fresas y esa leche condensada casera y sin azúcar.

    Hoy lo voy a confesar ¡no me gusta la leche condensada! Demasiado dulce, demasiado empalagosa ¡y con demasiado olor a vaca! (al menos a mí me lo parece! Aunque usada en postres sí pero jamás he sido capaz de ponerla al café (de hecho al café o al té no le pongo nada porque me parece una aberración) y mucho menos comerme una cucharada.

    Voy rauda a echar un vistazo a tu receta de la leche condenasada y tranquila, que todos vamos siempre justos de tiempo para las visitas a los blogs

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  12. Marisa, este postre es un encanto, además que es tan fácil de preparar y muy ligero. Me encantan estos tarritos tan cuchis (siempre tienes tarritos pequeños muy lindos) y ni hablar de estas fresas tan hermosas. Ya quisiera llevarme unos de estos y comerlo feliz de la vida!
    Besitos!

    ResponderEliminar
  13. Se ve bien rico y preparada la leche condensada por ti aun estará mas rica.
    Un besito

    ResponderEliminar
  14. Hola Marisa. Teniendo en cuenta que ahora las fresas están en su apogeo y conociendo la estupenda cocinera que eres no me cabe ninguna duda de que este postre tiene que ser una verdadera tentación. Si lo tuviera delante iba a durar muy poco. Exquisito.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Super fácil e imagino deliciosoooo!!!!! me encantan las fresas

    ResponderEliminar
  16. Por fin vengo a visitarte Marisa, el finde estuve desconectada y esta semana apurada con algunas participaciones que no me quería perder. Vi tus vasitos de fresas con ese color rosa tan bonito hace unos días pero tampoco pude dejarte un mensaje, ahora llego a verte con más calma y me encantan tus recetas y adaptaciones, con fresas y tu versión de leche condensada me parece una delicia. Nunca he intentado hacer leche condensada, que me gusta mucho pero no la uso casi (eso sí, como todo tengo mis temporadas, a veces se reactivan gustos por ciertas cosas, todo son épocas). Tomo nota de la idea con naranjas y por supuesto con fresas, encontrarse esos tropezones de fruta siempre me ha gustado, me parece un postre sano con el yogur natural que le aporta esa huella que deja tan rica en la boca como un poco amarga deliciosa, súper sencillo y rico para un día de postre con lindo color, sabor y ligero. Guardadito queda, mil besos!!!!

    ResponderEliminar
  17. Hola Marisa.
    Un vasito muy socorrido y rico.
    El pastel de manzana con espelta lo puedes hacer en vez de con mantequilla con aceite o con aceite de coco. Si no puedes usar azúcar, lo que uses normalmente, no modificará su estructura.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  18. Hola!; se ve delicioso y todo tan natural, es un postre de 10, para mi gusto muy rico, ya sabes lo que me gustan las fresas, besos!

    ResponderEliminar
  19. unos vasitos ideales , voy a ver tu receta de leche condensada ,que siempre es bueno rebajar el azúcar
    besitos

    ResponderEliminar
  20. Me lo apunto!! porque tiene que estar divino!! Bs.

    ResponderEliminar

Muchas gracias por comentar. Me alegra leer tus palabras y si aprendo de ellas, todo un placer.
Espero tu visita de nuevo.
Este blog no participa en cadenas de premios. Gracias si has pensado en mí.